Monasterio de Santa María del Parral

La última vez que visitamos Segovia, pasamos un fin de semana estupendo conociendo las distintas rutas y monumentos no tan conocidos de la ciudad. Estos, son los que se encuentran cerca de La Alameda, a orillas del río Eresma. Conocimos la Iglesia de la Vera Cruz, el convento de las Carmelitas Descalzos, el Santuario de la la Virgen de las Fuencisla, entre otros pero nos dejamos un monumento que considero muy importante, el Monasterio de Santa María del Parral.

El monasterio fue mandado construir por Enrique IV (hermano de Isabel la Católica y en ese momento, rey de Castilla) en 1447, encomendándole a su valido Juan de Pacheco, Marqués de Villena el lugar donde se levantaría el monasterio.

Fue declarado Monumento Nacional en 1914 y su imponente retablo, tuvo mucho que ver en dicha declaración. Los dos únicos monasterios regentados por la Orden de los Jerónimos,  son este y el de Yuste, en Cáceres. Actualmente en el Monasterio de Santa María del Parral residen 9 monjes Jerónimos que guardan riguroso silencio y práctica de la oración.

laudfn2

El horario es el siguiente: de miércoles a domingo y festivos, DE 11:00 h y a las 17:00 h. Y las misas en canto gregoriano los domingos a las 12:00 h.

A las 17:00h. nos esperaba el guía en la iglesia donde comienza la visita, y es allí donde se encuentra el impresionante retablo (Monumento Nacional s.XVI). El monasterio se construyó sobre una ermita románica, (de Santa María del Parral) que fue ocupada por unos ermitaños que estaban en los montes de Toledo.

La Orden de los Jerónimos es la única orden monástica española.

laucg3

Continua la visita en el Atrio del Monasterio donde además de las espectaculares vistas, hay que destacar la arquería y el bello estanque que allí se encuentra. El atrio es la última parte que se construyo finales del s.XV y principios del XVI.

laudfn7

laucg8

De los 4 claustros pudieron recuperar 3 de ellos y el único abierto al público es el claustro de la Portería.

El Claustro de la Portería también es de finales del s.XV y principios del s.XVI. De este claustro hay que destacar la arquería gótico – plateresco y el artesonado mudéjar (es una réplica). El monasterio y la Orden Jerónima sufrió un primer expolio con la llegada de Napoleón, pero lo que de verdad hizo daño a la orden fue la desamortización de Mendizabal.

laudfn10

lauracg11

El monasterio quedaría abandonado durante 90 años y desapareció la orden Jerónimo de 1835 a 1925. En 1925 se decide volver a restaurar la Orden Jerónima y se comienzan a rehabitar y rehabilitar algunos monasterios como el de Santiponce en Sevilla, Jàvia en Alicante y Yuste en Cáceres. 

Finaliza la visita en El Compás (recinto que antecede al monasterio), el espacio que une clausura con la zona del Claustro de la Portería. Un dato curioso es la existencia de una corriente de agua, que pasa por debajo del monasterio y del río. Como consecuencia de esta corriente, aparecen ocho manantiales en el interior del monasterio de los que se abastecen los monjes, ¡el mejor agua que se puede beber! 🙂

“La Alameda que el Eresma baña”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s